7 trucos caseros para eliminar la cal

Todo lo que necesitas es agua y un limón: qué bueno es eso
Advertisement

4 Elimina la cal de tu tetera con un limón
Si usas tu tetera con regularidad, este problema te resultará familiar: tu tetera tiene trozos de cal flotando en el fondo después de algún uso. Así que corta dos limones en rodajas o cuñas y échalos en la tetera. Llena el hervidor de agua hasta la mitad y ponlo en marcha. Saca el agua una vez que haya hervido, pero deja los trozos de limón dentro. Vuelve a llenar el hervidor hasta la mitad con agua fresca y enciéndelo. Después de hervir los trozos de limón dos veces, el hervidor debería volver a estar limpio.

5 Eliminar la cal de los grifos
Si hay cal en tu grifo, empapa un poco de papel de cocina en vinagre y envuélvelo alrededor de la cal. Sujétalo con una goma elástica y deja el vinagre en remojo durante al menos una hora (déjalo en remojo toda la noche para obtener mejores resultados). Utiliza un paño suave y seco para limpiarlo.

6 Eliminar la cal en la ducha con un limón
¿Quién iba a pensar que el limón sería una de las mejores formas de eliminar la cal? Puedes utilizarlo para limpiar todo tipo de cosas, y una de ellas es la ducha. Sólo tienes que cortar un limón por la mitad, frotar las manchas de cal con él, dejarlo reposar durante unos minutos y aclararlo bien con agua tibia. A continuación, sécalo con un paño limpio. Las manchas se desvanecerán en el aire.

7 Eliminar la cal de la lavadora y el lavavajillas
Utiliza una taza grande de vinagre o zumo de limón en lugar de tu detergente habitual, y pon la lavadora vacía en un ciclo de lavado normal. En el caso del lavavajillas, vierta el líquido en la base de la máquina. No sólo eliminará la cal, sino que también refrescará el aparato. Otra opción es añadir vinagre o zumo de limón en lugar del detergente habitual y poner en marcha un ciclo caliente (90 grados centígrados).